Asier Garitano, labrador de su propio camino

Asier Garitano es el técnico del Leganés, club con el que el Eibar se verá las caras este próximo viernes.

Asier Garitano, labrador de su propio camino
Aser Garitano durante su último encuentro en Ipurúa. Imagen: La Liga

Asier Garitano, entrenador del Leganés, es nacido en Bergara (Guipúzcoa) hace 47 años. Fue jugador de fútbol y militó, entre otros equipos, en la SD Eibar, donde disputó 39 partidos e hizo seis goles. El técnico volverá a su tierra el viernes 15 de septiembre a las 21:00 horas, al mando del conjunto pepinero. El 'Lega' llega con seis puntos a Ipurúa, tras dos victorias frente Alavés y Espanyol, aunque viene de perder en su último enfrentamiento ante el Getafe por 2-1, en el derbi del sur de la capital, que no se daba hace 13 años. 

El éxito y el fugaz ascenso del Leganés en los últimos años, está directamente ligado a la figura de su entrenador. Garitano fue presentado en la entidad pepinera en el verano de 2013, procedente del Alcoyano, cuando el Leganés aún militaba en Segunda División 'B'. Nadie esperaba que aquel entrenador, fuera a conseguir dos ascensos en tres años, pero así lo hizo.

Logró el ascenso a la categoría de plata en su primer año como técnico pepinero, en su segundo año logró el objetivo de la permanencia con creces al situarse en la décima posición de Segunda División y en su tercer año como técnico hizo historia logrando el primer ascenso a Primera División en la historia del Leganés. 

Curioso paralelismo que fuera un tal 'Garitano', quien consiguiera dos ascensos y lograra colocar a un equipo humilde en la máxima categoría del fútbol español. Esta historia creo que la conocen muy bien en la ciudad armera. Asier Garitano y Gaizka Garitano, no son parientes directos, aunque el diario Noticias de Gipuzkoa asegura que ambos descienden del mismo pariente, allá por el siglo XVIII. 

El éxito de Asier Garitano como entrenador, incide en el rabajo psicológico que ha llevado a cabo con sus jugadores. Ha logrado formar un auténtico bloque, que todos sus activos remen en la misma dirección y tengan fe en los objetivos, sólo de esta manera, se puede lograr tal proeza. En cuanto a lo táctico, el Leganés de Garitano es un conjunto que mantiene las líneas muy altas, la defensa y el centro del campo presionan muy arriba. Otra de las claves es la intensidad, presionan en campo contrario y tratan que los centrocampistas rivales no toquen el balón con comodidad. 

Con el balón en los pies, el Leganés trata de hacer gol con balones aéreos, en muchas ocasiones. Además, es un equipo con mucha fuerza en las jugadas de estrategia dado el poderío físico de varios de sus jugadores, por lo que la defensa del Eibar tendrá que tener altura y estar atento y concentrado tanto en los córneres como en las faltas laterales. 

Veremos un duelo intenso, de fútbol clásico, marcado por la fuerza y la garra entre dos conjuntos que han demostrado que con poco presupuesto, pero con las ideas claras, fe en su estilo y sudar mucho la camiseta, también te puedes hacer hueco en el fútbol moderno.