Previa Real Oviedo - Cádiz: el líder visita tierra hostil

Real Oviedo - Cádiz CF // Domingo 17 de septiembre, 18:00 horas // Quinta jornada de LaLiga 1|2|3 // Estadio Carlos Tartiere // Árbitro: Oliver de la Fuente Ramos (comité territorial de Castilla y León) // M. Partidazo // Tras cuatro partidos sin perder, el equipo de Álvaro Cervera visita a uno de sus "demonios", un Real Oviedo al que no gana en su campo desde hace 40 años.

Previa Real Oviedo - Cádiz: el líder visita tierra hostil
El Oviedo ganó la campaña pasada tanto en Carranza como en el Tartiere | Foto: Pedro Ortega (VAVEL)
Real Oviedo
Cádiz | Dom 18:00h

Desde el verano de 2016 en Alicante, el Cádiz CF no ha hecho otra cosa que quemar etapas, superándose a sí mismo. Pocos podrían haber imaginado hace dos años que a día de hoy, en mitad del mes de septiembre de 2017, el Submarino Amarillo navegaría en aguas tan apacibles, allá donde incluso la élite no se ve ya desde tan lejos. El nuevo y flamante líder de Segunda (al menos al cierre de la cuarta jornada), le toca visitar una de sus "tierras malditas", protagonista de más decepciones que otra cosa. La sombra del Carlos Tartiere es alargada y los precedentes con el Real Oviedo no son precisamente esperanzadores para los intereses de los de Álvaro Cervera, pero en este nuevo proyecto se ha dejado claro que nada es imposible, por lo que este domingo (18:00 horas) pueden matarse dos pájaros de un tiro: conservar el liderato y romper el mal fario en el feudo gallego, del que no se sacan tres puntos desde hace 40 años.

Una nueva intentona hacia el ascenso

El Real Oviedo no es ningún novato ni ningún decepcionado. Tras dos campañas en Segunda pisando fuerte y aspirando a las cotas más altas, se desea que a la tercera vaya la vencida y el club carbayón pueda tener la oportunidad de retornar a LaLiga Santander. Para ello, se ha apostado por lo seguro trayendo como "capitán del barco" a Juan Antonio Anquela, curtido en mil batallas y que la campaña pasada se quedara a un suspiro de hacer un milagro con la SD Huesca. También han llegado algunas caras nuevas y de sabor internacional en muchos casos (el lateral Cotugno llega desde el Rubin Kazán, mientras que Mariga espera ofrecer la experiencia ganada en el Calcio y sobre todo en el Inter de Milán).

La falta de regularidad condenó al Oviedo el año pasado a la hora de luchar por el ascenso

Por el momento, poco se puede afirmar con rotundidad ya que el curso no ha hecho más que comenzar, aunque aún no ha llegado aquello de lo que tanto se adoleció el año pasado: la regularidad. Una victoria y una derrota como local y dos empates como visitante es el balance de un equipo que ocupa ahora mismo la zona medio-baja de la clasificación con cinco puntos, por lo que una victoria en esta quinta jornada sería todo un golpe de autoridad. La goleada (3-0) ante el Reus en el último partido como local debe suponer la hoja de ruta a seguir en cada duelo, si el colectivo despliega la misma eficacia y si, en punta de ataque, Toché, su mayor estrella, sigue marcando las diferencias.

Hacia el objetivo por la vía rápida

La marca de los 50 puntos vuelve a determinarlo todo. A principios del curso pasado parecía una barrera inalcanzable pero se terminó pasando con holgura y antes de lo previsto, lo que permitió soñar al cadismo con volver a Primera. El proyecto sigue siendo el mismo por lo que el plan también es el mismo: sumar, sumar y sumar, y que el tiempo y el ritmo de competición determinen de qué pasta está hecho este Cádiz. El verano ha sido largo en la Tacita de Plata pero se han hecho buenos "fichajes", especialmente con la continuidad de piezas clave como Salvi o Álvaro García y, sobre todo, la de Álvaro Cervera como "director de orquesta". También ha llegado David Barral, que con sus goles está ilusionando y consiguiendo lo que parecía imposible: hacer olvidar a Ortuño.

Los jugadores del Cádiz celebran uno de los goles conseguidos en Córdoba | Foto: LaLiga
Los jugadores del Cádiz celebran uno de los goles conseguidos en Córdoba | Foto: LaLiga

Diez puntos más cerca del objetivo tras solo cuatro jornadas disputadas

Y por el momento, los resultados siguen avalando el potencial de este Cádiz: diez puntos de doce posibles, además del pase de ronda en Copa, hacen que el la escuadra gaditana cerrase la cuarta jornada de competición como líder en solitario de LaLiga 1|2|3. Solo un muy bien trabajado Alcorcón se ha resistido por ahora al poderío de los de Cervera, que incluso fuera de casa se está erigiendo con fuerza: en Córdoba se debutó de forma inmejorable y los goles de Barral y Álvaro García valían tres puntos y hacían inútil el tanto final de Markovic, el único que por ahora ha encajado el Cádiz en lo que llevamos de competición. También se ganó en el Anxo Carro a un débil CD Lugo gracias a otro tanto de Barral, esta vez desde el punto de penalti.

Toché vs Barral: duelo de nueves

A buen seguro, la pugna más atractiva se dará cita en la delantera. Toché y Barral, los nueves del equipo, tanto por dorsal como por esencia, liderarán los ataques de uno y otro conjunto. Curiosamente ambos llegan a la cita empatados a tres goles, solo superado por el momento por Jaime Mata del Valladolid, que ya suma cinco. Y curiosamente ambos cuentan con 34 años de edad y que están viviendo en estos momentos una segunda juventud.

Toché es el delantero titular de la escuadra carbayona desde que llegara hace dos veranos desde el Deportivo de la Coruña, donde no tuvo tanta fortuna. Pero en Asturias estaba decidido a pasear su goles igual que lo hiciera en Cartagena o incluso en Grecia, con 20 tantos en el Panathinaikos. En su primer año hizo 18 dianas y en el segundo 17, por lo que es todo un seguro de vida. Este curso por el momento lleva tres, dos anotados al Reus (uno de ellos de bellísima factura) y otro la semana pasada en El Molinón para salvar un punto ante el eterno rival.

En dinámica similar llega el goleador visitante, que a buen seguro no será bien recibido en el Carlos Tartiere. Ídolo y referencia en el eterno rival durante años y tras un buen rendimiento en el Levante, no ha encontrado su sitio en estos últimos años, ni en el Granada ni en el fútbol árabe y chipriota. Pero en la Tacita de Plata ha demostrado que conserva su olfato goleador intacto, anotando en todos los partidos que ha jugado: en Liga frente al Córdoba, Lugo y Nàstic, y en Copa frente al Almería. Cuatro partidos, cuatro goles. El Tartiere tiene todo el derecho del mundo a temerlo.

Barral controla el cuero en el duelo ante el Córdoba | Foto: LaLiga
Barral controla el cuero en el duelo ante el Córdoba | Foto: LaLiga

El Real Oviedo, un dolor de cabeza para el Cádiz

Hablar del Real Oviedo es casi un tema tabú en el Cádiz CF, la sombra de un fantasma que no para de alargarse. Basta solo con remitirse a las cifras de enfrentamientos anteriores, 34 encuentros disputados hasta la fecha, de los cuales los carbayones han ganado nada menos que la mitad, frente a las ocho victorias amarillas (la última de ellas fue en 1992) y nueve empates. El equipo de Álvaro Cervera, más allá de eso, deberá hacer frente a un dato alarmante: hace 40 años, desde 1977, que el Cádiz no gana en Oviedo en suelo asturiano.

El Oviedo logró su billete a Segunda en perjuicio del Cádiz en 2015

Sin duda, el precedente que mejor ha quedado grabado en la memoria tanto de unos como de otros fue el de 2015, cuando ambos equipos se medían en la final por el ascenso a Segunda. La ida, en el Tartiere, no resultó de todo mal para un Cádiz que realizó un buen papel (en la primera mitad sobre todo), llegando a ponerse por delante con un gol de Jona Mejía, y que finalmente se llevaría un 1-1 para Carranza al igualar la eliminatoria Cervero. Pero en la Tacita de Plata las cosas no resultaron tan bien y los asturianos asaltaban el templo cadista con un gol de David Fernández que les valía para ascender a Segunda, categoría que conservan desde entonces. El Cádiz se quedaba a medias y, para colmo, la repesca también la acabaría perdiendo a manos del Bilbao Athletic, por lo que habría que esperar otro año más para volver a intentarlo y, esta vez sí, conseguirlo.

La pasada temporada el conjunto cadista no cerraría su herida, sino más bien lo contrario. En Carranza, el Oviedo se llevaría fácilmente los tres puntos gracias a los goles de Toché y Linares. En tierras asturianas, el Cádiz plantaría cara y lograría tomar ventaja con un gol de Salvi, pero las dianas del propio Linares y de Christian Fernández dejaban los tres puntos en el Carlos Tartiere y rubricaban una nueva victoria carbayona ante los cadistas.

Declaraciones

Anquela, técnico local, compareció en la rueda de prensa previa para comentar la situación de su equipo de cara al encuentro. El manchego considera que El Molinón "el equipo compitió bien", por lo que llega en buen momento a pesar de las bajas. Porque en efecto, anunciaba que "no recuperamos a nadie. Durante la semana se han ido ejercitando a buen nivel, pero no llegan para mañana”.

Anquela: "Nuestro trabajo se tiene que sustentar a base de puntos"

El ex del Huesca no dudó en alabar a su rival de esta jornada: "el Cádiz es el líder, el mejor, hicieron un campañón el año pasado, casi suben a Primera, y lo que hacen lo hacen bien. Son peligrosos y saben a lo que juegan. Han cambiado algunos futbolistas, pero su filosofía no cambia". Aún así, Anquela cree que hay madera suficiente para plantar cara y se muestra confiado en que los suyos harán un buen papel de ahora en adelante: "Los chavales saben lo que queremos y vamos a ser capaces de competir, haciendo un buen fútbol. El Real Oviedo tiene que ser el Real Oviedo, competitivos y con paciencia. Tenemos que jugar el partido durante los 90 minutos haciendo lo que sabemos. Nuestro trabajo se tiene que sustentar a base de puntos”.

Por su parte, Álvaro Cervera no difería mucho en su homólogo y no escondía que el encuentro de este domingo será muy duro. Considera que es "un equipo muy físico, con las ideas muy claras, con un entrenador y un equipo que saben lo que tiene que hacer. Tienes que empujar todo el partido y en alguna le podremos pillar, pero no le veo fisuras". Sobre el once que pueda sacar Anquela, el de Santa Isabel considera que puede apostar por alinear a dos puntas, añadiendo a Toché la presencia de Linares, su otro "hombre gol".

Cervera: "Vamos a intentar ganar al Oviedo porque es nuestra obligación"

No ganar en Oviedo no supone el fin del mundo, y más si hasta el momento se han hecho los deberes: "Los partidos de Segunda hay que ganarlos y no perderlos, y eso hemos hecho. Vamos a intentar ganar al Oviedo porque es nuestra obligación”. Hasta el momento, se han hecho muchas cosas bien pero Cervera apuntó a una de las que menos se habla normalmente: “El éxito del Cádiz se puede resumir en varias líneas, pero una de ellas es el vestuario. Se llevan muy bien y eso es fundamental". 

Tanto Anquela como Cervera tendrán muchas bajas de importancia, pero el técnico cadista no se muestra excesivamente preocupado ya que son situaciones que están dentro de lo previsible y por eso se ha formado un plantel largo en el que cualquiera puede salir y hacerlo bien: “Todos los partidos en Segunda son difíciles, por eso necesitamos a todos los jugadores bien porque nosotros intentamos llevarlo todo al límite. Para el domingo haremos un equipo competitivo. Desde fuera se puede leer que falta Alvarito o José Mari, pero desde dentro no hacemos esa lectura. Fichamos a jugadores para competir en el equipo, y si falta uno juega el otro".

Árbitro: De la Fuente Ramos

El vallisoletano Óliver de la Fuente Ramos ha sido el colegiado designado para dirigir la contienda. De solo 25 años, milita actualmente su cuarta campaña en LaLiga 1|2|3, por lo que ya conoce tanto a Real Oviedo como al Cádiz CF. A los carbayones les pitó el año pasado los duelos ante el Reus (0-1) en el Tartiere y ante el Rayo en Vallecas (2-0), terminando ambos con derrota para sus intereses. Previamente, en la edición de 2015/16 pitó al Oviedo frente al Huesca en El Alcoraz, logrando, esta vez sí, los tres puntos el equipo asturiano por medio de un tanto de Susaeta.

Por su parte, al Cádiz le conoce desde la pasada campaña, con tres partidos que terminaron cada uno con distinto signo para los gaditanos: en Copa, arbitró el duelo de la eliminación en Carranza frente al Córdoba (1-2), y en Liga medió en la visita al conjunto blanquiverde que se saldó con victoria amarilla por un gol a tres y volvió a visitar la Tacita de Plata para dirigir el duelo ante el Levante, con empate a uno final. 

Bajas por doquier

Tanto Anquela como Cervera han tenido complicaciones a la hora de confeccionar sus respectivas convocatorias. En el caso del técnico local, las bajas le han obligado a repetir la lista de jugadores que se desplazaron a Gijón para disputar el derbi, ya que a lo largo de la semana no ha logrado recuperar a ninguno de sus efectivos; por tanto, ni Hidi, ni Mariga, ni Fabbrini, ni Varela, ni Viti, ni Diegui ni Edu Cortina serán de la partida este domingo. Así pues, la lista quedará formada por: Alfonso Herrero, Juan Carlos, Héctor Verdés, Forlín, Carlos Hernández, Aarón, Ramón Folch, Toché, Linares, Pucko, Yeboah, Christian, Valentini, Cotugno, Saúl Berjón, Rocha, Mossa y Owusu.

Por su parte, el Cádiz seguirá contando con las ausencias de Sankaré, Rubén Cruz y Alberto Perea, que ni siquiera han logrado comenzar la competición, y a ellos se les une José Mari, lesionado en Córdoba y al que aún le quedan un par de semanas para volver. Pero los problemas no quedan ahí ya que Marcos Mauro, Álvaro García y Dani Romera, que sí pudieron participar ante el Nàstic, finalmente no podrán hacerlo en Oviedo por distintos problemas físicos. De otro lado, serán novedades en la expedición el canterano David Toro y el central Mikel Villanueva, que se perdió los últimos encuentros por sus compromisos con Venezuela y que apunta a ser titular ante la ausencia de Marcos Mauro. La convocatoria queda así: Cifuentes, Rubén Yáñez, Carpio, Rober Correa, Servando, Kecojevic, Brian Oliván, Mikel Villanueva, Garrido, Abdullah, Álex Fernández, Salvi Sánchez, Aitor García, Nico Hidalgo, Carrillo, David Barral, Moha Traoré y David Toro.

Posibles alineaciones