Guía VAVEL Ribera Navarra 2017/2018: la enésima reinvención

Los navarros sufren por segunda temporada consecutiva la marcha de los pesos pesados del equipo y se encomiendan a la labor de Pato en el banquillo para mantener la categoría.

Guía VAVEL Ribera Navarra 2017/2018: la enésima reinvención
Fotomontaje: Adrián Cobo

Ribera Navarra afronta un año más en la máxima categoría con la mezcla de juventud y veteranía que tan buenos resultados le dio la temporada pasada. Con la marcha progresiva de sus mejores hombres -el último ha sido Molina- los navarros han visto reducidos sus objetivos pero la ilusión sigue intacta. Con la experiencia de Pato en el banquillo se espera conseguir la permanencia por la vía rápida a la espera de dar la sorpresa y optar a cotas mayores.

Un inicio complicado

Después de una pretemporada con luces y sombras, los navarros disputarán los primeros tres puntos ante el FC Barcelona, aspirante a todo un año más. El ciudad de Tudela se volcará con los suyos para hacer honor a su nombre y convertirse en una caldera que abrase la calidad blaugrana. La temporada pasada se quedaron cerca de la sorpresa. Los de Andreu Plaza remontaron un 2-0 en contra para llevarse el partido por 2-3.

Calendario 2017/2018 del Ribera Navarra - Fuente: Vavel
Calendario 2017/2018 del Ribera Navarra

 

Más fondo de armario esta temporada

Pato está satisfecho con la composición de la plantilla para esta temporada. A pesar de la marcha de uno de los mejores porteros de la Liga, el alicantino considera que el equipo está más compensado y que dispone de mayor fondo de armario para las rotaciones en los partidos.

A la marcha de Molina a Peñíscola hay que añadir la de Oussama y Kostas, que no han prolongado su cesión en el club, y la de Luisma, por desavenencias con la directiva. 

Para suplir la baja de Molina, el conjunto navarro confía en Gus, que viene de ser titular con el Gran Canaria y en Sergi Cuxart, que abandona el Levante en busca de minutos. Para la posición de cierre, Pato contará con dos efectivos más esta temporada: Kosuke (Ríos Renovables Zaragoza) y Sepe (Catgas Energía Santa Coloma). 

Por último, Ribera Navarra da un salto de calidad en sus bandas con la incorporación de Iago Rodríguez, uno de los hombres destacados de Burela la temporada anterior y de Sergio González, una de las perlas del FC Barcelona, que buscará minutos para curtirse en la élite, como ya hizo Joselito. 

David, la referencia dentra y fuera de la pista

Tras la marcha de la columna vertebral del equipo (Andresito, Joselito y Molina), David deberá asumir los galones por experiencia y permanencia en el club. El murciano llegó en la temporada 2012/2013 desde Carnicer Torrejón y desde entonces ha ido incrementando sus prestaciones y relevancia en el juego.

David García en un encuentro frente a Peñíscola | Foto: Toño de la Parra (Ribera Navarra)
David García en un encuentro frente a Peñíscola | Foto: Toño de la Parra (Ribera Navarra)

Tal es así que ha renovado recientemente hasta mayo de 2018 y llegó a ser convocado por Venancio López para la Selección Española durante la temporada pasada.

Pato, el artífice del éxito navarro

El éxito del Aspil Ribera Navarra no puede entenderse sin José Lucas Mena "Pato", entrenador de los navarros desde la temporada 2012/2013. Desde su llegada, el club ribero ha disputado siempre el play-off final de Liga y la Copa de España

Pato un año más al frente de Aspil Vidal | Foto: LNFS
Pato un año más al frente de Aspil Vidal | Foto: LNFS

Obsesivo del juego de cuatro y de la presión en campo rival, el alicantino ha llevado al club a la mejora época en toda su historia.

A pesar de contar cada año con ofertas más atractivas, el técnico no ha abandonado la que considera su casa para hacer crecer el fútbol sala en la ribera de Navarra. 

El "partido a partido" se instala en Tudela

En la directiva del conjunto navarro se muestran cautos esta temporada. El club es consciente de que no puede competir económicamente con gran parte de los equipos de Primera División y por ello prefieren ir partido a partido. 

Después de unos años con grandes aspiraciones, en los que el Play-off era casi una obligación, Ribera Navarra ya rebajó sus pretensiones la temporada pasada para centrarse en la permanencia. Aún así, se mantuvieron en la lucha por entrar en el top-8 hasta la última jornada.

Los de Pato finalizaron en novena posición, a solo seis puntos de Catgas, que cerraba las posiciones de play-off.