Carlos Sainz, partidario de promover la igualdad entre escuderías

El piloto madrileño, que corre en Toro Rosso, ha expresado su disconformidad con las diferencias que hay entre los grandes y los equipos de la zona media

Carlos Sainz, partidario de promover la igualdad entre escuderías
Sainz, con sabor agridulce en Mónaco (Fuente: Zimbio)

El espectáculo, la clave que la Fórmula 1, y más desde la entrada de Liberty Media, con Ross Brawn como cabeza visible del proyecto deportivo, busca para mejorar las audiencias, que han bajado de forma significativa, y la privatización del deporte, unida a la obsesión por los motores eléctricos, han sido algunos de los puntos por los que el interés ha bajado en las últimas temporadas.

Un ejemplo de la poca emoción es que en diez de las once carreras disputadas hasta el momento los podios han sido ocupados por Mercedes, Ferrari y Red Bull, excepto en Bakú, que estuvo presente el Williams de Lance Stroll. Esto, según comenta Carlos Sainz, de Toro Rosso, se produce debido a las grandes diferencias de tiempos que existen entre las escuderías que componen la parrilla de salida de Fórmula 1, algo "abismal".

"Creo en la igualdad, más igualdad de la que hay. Pienso que tanto Mercedes, Ferrari, como Red Bull necesitan ganar el campeonato, pero debería ser un poco más emocionante", ha afirmado Sainz en una entrevista para 'Motorsport', expresando el descontento que hay en otros equipos debido a que el resto de escuderías no reciben los mismos privilegios que los tres punteros y que siempre aparecen en los podios y en las mejores posiciones cuando acaban los Grandes Premios, como ya se ha demostrado.

Además, el piloto madrileño habló de las carreras en las que los pilotos de los equipos de la zona media de la parrilla son capaces de obtener meritorios puestos, como la suya en el circuito de Montecarlo.   "Por ejemplo, el fin de semana que hice en Mónaco, para mí es perfecto, no podía haber hecho nada mejor, con esto debería haber tenido oportunidad de podio, pero sólo pude ser sexto", declaró Sainz, que se quedó con ganas de más en una de sus mejores carreras desde que compite en Toro Rosso.

Pero no solo se limitó a hablar de su actuación personal, sino que puso de ejemplo a Romain Grosjean, de Haas, que en el Gran Premio de Austria fue superior a algunos pilotos de la zona alta de la parrilla. "Hizo en Austria un Gran Premio muy bueno, pero sólo pudo terminar sexto. Creo que deberíamos tener más oportunidades. Lo que hay que hacer es buscar una solución para rebajar la diferencia que hay entre los diez equipos", ha concluido Sainz.